Creed 2 (2019)

“Creed II” es la segunda película de la continuación de la saga de Rocky, el famoso boxeador interpretado por Silvester Stallone, cuyo personaje le dio dos nominaciones a los premios Oscar, que acá tiene un papel secundario como entrenador de Adonis Creed (Michael B. Jordan), el hijo de Apollo Creed, quien fue su rival en “Rocky” (John G. Advinsen, 1976) y “Rocky II ” (Silvester Stallone, 1979). En este caso la dirección está a cargo de Steven Caple Jr, de una larga experiencia televisiva y el elenco lo completan Dolph Lungren, quien vuelve a interpretar al boxeador ruso Ivan Drago, Florian Muntenau como su hijo Victor, también boxeador, Tessa Thompson y Phycilia Rayad.
creed-2.jpg
Con un guion escrito por Sylvester Stallone junto a Juel Taylor, en esta ocasión Adonis Creed se enfrenta a Viktor Drago, el  hijo del boxeador ruso que asesinó a su padre en la pelea que podemos ver en Rocky IV (Sylvester Stallone, 1985), quien lo reta a pelear para quitarle el título de campeón del mundo. Y para lograrlo cuenta con el entrenamiento de Rocky Balboa, que treinta años atrás venció a Ivan Drago, vengando así su muerte.
Creed-2-Dolph-Lundgren-and-Florian-Munteanu-Photo-Barry-Wetcher.jpg
La película vuelve a utilizar los recursos que hicieron famosa a esta saga, como es la evolución de la subtrama  amorosa, que narra en este caso el romance entre Adonis y Bianca, que en este capítulo tienen una hija. Así como también utilizan el montaje paralelo para mostrarnos los entrenamientos de los contrincantes en una secuencia que esperamos todos los espectadores, ya que es una marca autoral de la franquicia. Y en el tercer acto está la larga secuencia de combate, el clímax donde se pueden lucir los montajistas, ralentizando algunos momentos para permitirnos ver algunos golpes y dejando otros fuera de campo, que podemos construir por el buen uso de los efectos de sonido.
creed_ii_c2_03400_r2_rgb.0
Pero lo que hace que esta película funcione es la química que existe entre sus protagonistas, algo ya visto en Creed (Ryan Coogler, 2015). Por un lado tenemos a un  Michael B. Jordan, joven e impulsivo, que toma decisiones equivocadas y paga caro las consecuencias. Por el otro tenemos a un Rocky Balboa (o a su alter ego Sylvester Stallone) maduro y más sabio, que le transmite su experiencia de vida y lo entrena  transmitiéndole su amor por el deporte. Y por último esta Ivan Drago, lleno de resentimiento, que le exige a su hijo que cobre venganza contra aquellos que lo hicieron caer en desgracia por haber perdido una pelea treinta años atrás.
CREED-II.jpg
En conclusión, “Creed II” es una muy entretenida película de boxeo, que tiene el atractivo de enganchar a los espectadores con una venganza que le da un motivo para combatir a cada uno de los  boxeadores. Y además es difícil para cualquier cinéfilo no sentir nostalgia y negarse a ver otra película en la que aparece Rocky, porque es uno de los personajes más queridos de la historia del cine.
Critica escrita por Patricio Ferro.
Te invitamos a leer sus criticas en http://oscarologo.blogspot.com/
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s