Soldado (2017)

Un joven de 19 años decide incorporarse al ejército. Le asignan el puesto de tambor en la banda militar y su nueva rutina combina entrenamiento de guerra con ensayos musicales. ¿Qué hace el ejército argentino hoy en día, más de treinta años después de la dictadura militar? ¿Qué significa ser soldado en un país sin guerras?

Manuel Abramovich es impecable en la ejecución de este documental ficción .

Cada toma dentro de la película intenta posicionarnos lo mas cerca posible del cadete. Dándonos una idea de introspección bastante peculiar que la vuelve interesantisima.

Toda la atmósfera alrededor de nuestro personaje principal pasa a ser un burdo decorado. Posiblemente la intensidad con la que Abramovich toma cada escena vuelve peculiarmente fantástica esa idea que nos posiciona con el personaje. Somos el personaje, sentimos escuchamos y vivimos lo que esta viviendo de una manera inteligente, intensa y meritoriamente producida.

TVSeries-Thumbnails

Y es que la premisa de la película pasa por su titulo en si. El Soldado no infiere a eso. Es exclusivo de eso. Y mas allá de que contiene desarrollo, mas allá de que nos involucra en el mundo del ejercito militar argentino no intenta adentrarse ni tomar partido de una forma social o política. El soldado vive en este mundo, en este contexto se crea y decide empernarse y es el tema tratado de una forma tan neutra que uno no puede evitar pararse y aplaudir a Abramovich.

Y porque encuentro fantástico todo esto?

Porque en una sociedad donde es mas fácil gritar a los cuatro vientos nuestra postura, nuestras intensidades, formas de ser, ideas, etc. Encontrar una película que te llame a una reflexión honesta demostrándote sin demostrar (valga la redundancia) que dentro de una mismo eje existen diferentes visiones. Y es el espectador el que tiene todo el derecho de elegir cual es valedera.

616199537_1280x720

Todo dentro del film es interesante. La película comienza con las pruebas medicas y preguntas que se le hacen a los cadetes antes de ingresar. Y a medida de que va pasando la película uno se sorprende (si nunca vivió o paso por el servicio) de las diferentes cualidades o exigencias que tienen para los adeptos. Desde como tender la cama por días en especifico hasta el ritual de tocar un simple tambor. Todo llevado al limite puede parecer malo .Pero es como una clase de chiste o guiño ese momento en el que el soldado con su tambor esta junto con un montón de compañeros y lo retan para que toque mejor el tambor, y uno piensa que va a sonar una marcha súper rígida o algo oficial, y de pronto te sorprende con el folclore mas melodioso y dulce que haya escuchado.

Abramovich tiene un gusto impecable. Con certeza, tiene una visión de la estética que infiere en cada una de sus tomas. Desde lo mas simple, hasta lo mas intenso. Uno pasa de un grupo de soldados marchando por asfalto hasta el soldado tirándole piedras al lago con una tormenta de fondo. Cada parte dentro de este film se supera en una belleza indescriptible.

618026745_1280x720

Un documental sorprendente, introspectivo y muy bien ejecutado. Tengo que ver mas pelis de Abramovich.

Me gusto mucho 9

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s